La Muerte de Palomo……


La Muerte del Palomo

 

Sentados, sobre los llanos, en aquel lomerío, contraste de viejos tiempos y maravillosos recuerdos, se podían contar las estrellas, se podían mirar los luceros, no era de noche, mas bien atardecía, si, si fueron tiempos hermosos, si fueron agradables momentos de infancia, llegaba la noche, el galopar de los caballos el canto de los becerros, las vacas, los toros y bueyes, levantaban polvo al pasar por los terrenos, de tiempos llenos de historia que contaban los mas viejos moradores gente campesina que testigo observo el paso de los dias, Los “Pronunciados” “Los Zapatistas” “Los liberales” “Los conservadores” Todos tuvieron la razón, todos eran de Pueblo.  

En Hueymatla. Un Pueblo que nació entre lomas, matorrales huizaches, ríos y riachuelos, nanches y capulines en la no muy bendecida aridez en las tierras nada en particular, Familias de todos lados llegaron y se asentaron cerca de el Rió de Taxco.

Algunos chamacos de la escuela y Yo, nos reuníamos todos los días al pardear la tarde para contemplar la luna, Que iluminaba, las imponentes montanas esmeralda, color brillante, un hechizo que cayo a los ojos de los visitantes a los pies del rio. Aun de noche, era fácil distinguir el camino que unía los pueblos de Hueymatla con Taxco el viejo.

 

Taxco el Viejo, por esos días celebraba sus fiestas patronales, alguna vez mis Papas nos llevaron a disfrutar de la algarabía, de la celebración. Como era costumbre, la misa, obligatoria, familias completas se daban cita ala liturgia. Fue la primera vez que mis ojos miraron la “quema del Castillo” una tradición que vs mucho allá de los juegos pirotécnicos. Atónico, y casi escondido de los  estruendos.

El mágico castillo, contemplaba a mi alrededor, la emoción de los presentes  talvez serian miles, no lo se, pero al llegar  alas coronas  la parte final del castillo, La euforia total, gritos y aplausos llenaban del jubilo la plaza de Taxco el viejo.

Durante la fiesta, lo que me mas gustaba, eran las nieves y los chicharrones que nunca faltaron, y en la ansiada y esperada tarde taurina, el corazón se aceleraba a todo galope, los corrales eran de madera, y los  grados estaban hechas especialmente para las mujeres y niños pequeños, por mi parte, y a mi corta edad me agazapaba , pegado al corral , donde buscaba el mejor ángulo, para no perder detalle de las monta, no sin sentir un poco de terror, de pensar que alguno de los toros llegara a brincar el ruedo, cosa que no era tan difícil. Sabiendo que aquella tarde le tocaba “jugar” a los toros de Guillermo Ocampo de Juliantla. Entre su corrida, ya era noticia, y se destacaban en todo guerrero, Dos de los toros mas bravos y peligrosos que yo acuerdo haber conocido.

 

  El cartel era bueno y casi siempre la tarde y aplausos eran para el Palomo, Un toro grandísimo y con unas astas o cuernos de pánico. Le llamaban el Palomo, siempre pensé que era por su brillante color marfil, y por su avidez en el ruedo, volaba corrales y cercas nunca fue un toro de reparo, sus montadores, comenzaban a sudar frio al estar hincados, cuando les colocaban las espuelas. Seguramente esos minutos los dedicaban a implorar alguna oración para salir librados del Palomo. Quienes no lo conocían, permanecían sin saber que estaban ante uno de los más grandes históricos Guerreros, implacable señor de los corceles.

 

  Los caballerangos haciendo suertes con la mangana trotando con elegancia en el ruedo, veían despavoridos los embates del animal, su silueta le borraba la sonrisa a cualquier montador y jinete, salir con vida del Palomo, no era fácil, era una hazaña  y algunos salían arrepentidos, de haber jugado con la muerte, pues no solo tenían que arriesgar la vida y nobleza de su compañero, sino también su vida misma, tratando de maniobrar, con sus caballos, las embestidas del Palomo, Que en Iguala Guerrero cuna de la Bandera mexicana, le bautizaron como “El rey de los caballos” Nombre que se gano por su fama de matar equinos en los corrales durante las fiestas Taurinas. Y En Juliantla se decía que el palomo, ya debía varias muertes.

 

 

  Fueron muchas tardes las que llevaron a la gloria al Palomo. Los Pueblos rezaban, sus mujeres pedían en oración por la suerte del Jinete.

En Toda ocasión que salía al ruedo El Palomo, volaban sombreros, gritos y aplausos, su majestad el rey de los caballos, elegante como siempre, fino de nacimiento todo un semental de mundo recorría con su mirada que intimidaba al más osado jinete. Al momento sembraba el miedo de Todos y cada uno de los pobladores que aferrados al corral palpitaban brindando con “Toro” una bebida electrizante elaborada especialmente para celebrar el gusto de los visitantes que llegaban de toda la región,  durante la fiesta de Juliantla. Los festejos iniciaban por la mañana Particularmente con el “Toro de 11”

Por ahí por el setenta y nueve, Durante los festejos de la candelaria Patrona de la Cuadrilla de Juliantla, Se jugarían los toros de Guillermo Ocampo, Cuando Don Memo, Ya era uno de los ganaderos más exitosos de Guerrero y su ganadería ya comenzaba a ser noticia en toda la republica Mexicana.

Las calles ya lucían  remodelaciones, Antonio Bustos, noble ciudadano y amigo, limpiaba y se afanaba todos los años  al acercarse los preparativos, cuidaba cada detalle de las accidentadas calles y callones de Juliantla para hacer un lugar bonito, al paso de los visitantes que acompañaban la Procesión alrededor del Antiguo Mineral rindiendo con gran fervor los favores recibidos de Nuestra virgen “La Virgen de la Candelaria” el día dos de Febrero.

Lazaro Campuzano Fitz, fue el encargado de jinetear el Palomo, ya se conocían, no solo por haber nacido en Juliantla, pero por ser un buen montador, y como ya era de esperarse, sin ningún remordimiento el noble Palomo asusto a los toreros, y revolcó alguno que otro borrachito, supongo que después de esas revolcadas, jamás se meterían se frente con el Rey de los caballos.

Lazaro por su parte, fuertemente aferrado al lomo del animal, conquisto el espacio por unos segundos, nuevamente el palomo había brincado la  tranca división entre el corral y el Toril. Jugaron al palomo y no ocurrió ninguna desgracia, daban gracias en Juliantla, las mujeres de reboso.

El Moral, es una bella loma a la orilla del Pueblo, camino a San Juan, después de San Fernando, y durante las lluvias, pareciera una cortina de césped colgada del cielo, los pastos abundantes consentían el paladar de los elegidos de Memo Ocampo, El espejo, El cangrejo, el As de copas, El alma negra, su majestad el Palomo y otros mas, sin pena ni apuro guardaban reposo listos para satisfacer los comensales y fiestas patronales de la región, el agua era abundante, pero en abril y mayo, los meses de cuaresma, se apretaba la ración, Mi Pueblo, recibió una bendición del Cielo, gracias a la intervención  y suplica de la comunidad, la red de Agua potable comenzó a funcionar en Abril de 1979.

 

La bonanza, había comenzado. Después de la llegada del preciado liquido, todo cambiaría  para siempre.

 

Pareciera que aquel pequeño Pueblo en las montañas, muy pronto se convertiría en una Ciudad pequeña que gustaba mucho.

 

Por alguna suerte del destino, o porque así ya estaba escrito, aquella mañana, Mi padre y Yo, nos encontrábamos trabajando en el Moral, instalando la red de agua potable que se conectaba hasta los corrales de Los destructores, de pronto escuchamos una trifulca, no era raro que los animales pelearan, es parte de sus rituales, pero aquella ocasión, la suerte le tenia una trágica jugada al Palomo, una mala embestida lo hizo girar por la cerca de alambres, rodeando completamente su cuello, y como todo guerrero, lucho incansable hasta el ultimo aliento, sus ojos brillaban, el sabia que había llegado el momento del ultimo reparo. El sabía que su misión se había cumplido…  

 

     


One Response to “La Muerte de Palomo……”

  1. A mas de dos decadas de “La muerte del Palomo” Los Destructores de Memo Ocampo de Juliantla, siguen cosechando triunfos en todas las plazas que se presentan.
    En este video hacen de la tarde un gran Jaripeo, con tres de las mejores cuadrillas de Montadores de todo Mexico.
    Saludos a todos los montadores!!!
    Juliantlas.com

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: